lunes, 11 de febrero de 2013

Violencia potenciada

Hace dias que estoy enojada, respondo mal, evito charlas. Y ¿la verdad? No la paso bien.
Si voy a salir y me cambian el plan a último momento me pone de mal humor, por ejemplo:
-Justo (¡qué casualidad! un sábado a la noche) vino mi novio y le dije que venga a tomar unas cervezas con nosotras ¿No te jode?

Sí, me jode. Necesito contarte que estoy mal y si él está presente no puedo hablar nada. Lo sabés, porque ya te lo dije mientras hablábamos por teléfono, pero va a venir igual.
Te respondo que no me jode. Me baño, me preparo para salir y... tengo que esperar el colectivo 45 minutos. Desisto y vuelvo a mi casa.

Trato mal a todos, grito más, me irrito por nimiedades, no hablo.
¿Con quién voy a hablar? Cada uno tiene su mambo, su vida y desea compartir espacios con sus parejas y amigos incluídos. A mí, a veces, me incomoda.

1 comentario:

  1. te devuelvo tu propio consejo: siempre todos van a tener sus propios mambos, pero eso no quita que puedan escucharte porque son tus amigos... y, en mi caso, estoy soltera :P

    ResponderEliminar

1 morsa dice:

Los mismos de siempre

Los que sabemos esperar, los que siempre estamos, los que ponemos nuestro tiempo a disposición de los demás, los que seguimos esperando porq...