sábado, 31 de mayo de 2008

Confianza

¿Qué actitudes nuestras llevan a los demás a confiar en nosotros? ¿Cuáles son las actitudes valoran los demás?
¿Por qué cuando peor nos sentimos alguien nos ayuda?
Las situaciones por las que pasamos, depende de cómo las vivamos, nos conducen a sentirnos mas o menos seguros. La monotonía, el costumbrismo y el miedo pueden afectar, o mejor dicho afectan, nuestra percepción ante el mundo. ¿Por qué no explotamos nuestro potencial?
¿Qué concepto tenemos de nuestra propia realidad? El YO ¿Qué es? ¿Quién soy? ¿Por qué actúo de tal o cual manera?
Al subirnos a un proyecto, de la índole que sea, en juego ponemos muchas cosas. Bajarse repentinamente es síntoma de inseguridad o cobardía. Y no es que ese proyecto naufrague sino que nosotros no sabemos llevar nuestro timón. Y me pregunto, entre tantas dudas, ¿Adonde quiero llegar? ¿Por qué este destino me llamó la atención?
Es cierto que explorar nuevos horizontes siempre es interesante, pero ¿Qué hay del destino que al que queremos llegar?
El DESTINO, que varía repentinamente, varía nuestra propia vida. Me gustaría conocer que me depara y no generar hipótesis con indicios poco certeros.
Podría bajar de este barco, pero me quedaría con el sabor amargo de la derrota.
¿Por qué tantas dudas?

No hay comentarios:

Publicar un comentario

1 morsa dice:

Un maniquí víctima de abuso sexual

En la escena había un maniquí víctima de abuso sexual con heridas de bala en el torso. Todo era complemente bizarro. El abusador, si así ...